1 diciembre 2022
relaciones de pareja

¿Cómo evitar la rutina en una relación?

En toda relación llega un punto en el que los latidos del corazón a un ritmo frenético y una bandada de mariposas cosquilleando en el estómago dan paso a expresiones de amor cotidianas y más terrenales. Sin embargo, debe tener cuidado de que estos cambios, junto con la rutina progresiva, no hagan que el fuego comience a atenuarse.

A continuación, te decimos cómo evitar la rutina en tus relaciones de pareja:

  • ¿Qué hacer para evitar que la monotonía se apodere de tu relación?

La fase inicial de una relación suele manifestarse a través de emociones muy fuertes como la pasión o la intimidad. En esta etapa de la relación, queremos pasar cada momento libre con la pareja. Aquí no hay discusiones ni malentendidos, e incluso si surgen, rápidamente los encontramos atractivos e intrigantes. Sin embargo, la fase de “luna de miel” pasa muy rápido y con ella viene el compromiso emocional con la relación. Si no nos preocupamos por mantener en ella la temperatura adecuada, la rutina y los asuntos cotidianos pueden repercutir negativamente en la calidad de nuestra relación.

La monotonía de la vida cotidiana hace que los días no sean diferentes, falten espontaneidad y frescura. Las parejas en relaciones que duran varios años pueden sentirse cansadas y aburridas en tal situación, lo que se manifestará en peleas y agravios. El problema puede ser la falta de nuevos temas de conversación, intereses o pasiones comunes. La pasión, una vez muy fuerte, ahora se desvanece lentamente, al igual que el deseo. Desafortunadamente, esto hace que cada vez tengamos menos ganas de tener relaciones sexuales, lo que puede hacernos sentir ansiosos por el futuro de nuestra relación. Tal agotamiento en una relación es bastante común, incluso si ambos aún se aman. Los alentamos a no renunciar a una relación exitosa y, en cambio, luchar y tratar de restaurar las emociones fuertes que nos acompañaron desde el principio.

¿Cuándo luchar por una relación y recuperar la pasión, la intimidad, la cercanía y el deseo si no es ahora? Tratemos de tomar la iniciativa y encontrar la motivación para refrescar la relación.

¿Por dónde empezar y qué pasos dar para sentirse tan bien como al principio de la relación? ¿Cómo despertar nuestro deseo dormido y recordar las emociones que lo iniciaron todo? A continuación, te lo decimos:

  • 1. Cambio de pensamiento

Olvidémonos de la creencia de que toda relación a largo plazo está condenada al aburrimiento y la rutina. Nunca es demasiado tarde para cuidar tu relación. Debemos recordar que a pesar del paso del tiempo, debemos esforzarnos por encontrar pareja de la misma manera que al principio.

  • 2. Una cita semanal

Introduzcamos un nuevo hábito en la relación de pasar un día a la semana solo para dos. Podemos pasar este tiempo en una cena compartida en la ciudad, en un paseo romántico, y cuando tengamos un poco más de tiempo, organizar un viaje en bicicleta o hacer turismo. 

  • 3. Un viaje en pareja

Solo para nosotros, solo nosotros dos, lejos de preocupaciones. Permitámonos un momento de olvido y tomemos un tiempo sin hijos, familia y amigos. Vale la pena volver al lugar que asociamos con los primeros años de la relación, por ejemplo, una luna de miel. Si hasta ahora no hemos podido ir solos, tomémonos unos días de descanso para invertir en el cuidado de nuestra relación. 

  • 4. Gestos y palabras cariñosas

En las nuevas relaciones, no pasa un día sin un abrazo, tomados de la mano o besos a escondidas. Las palabras “Te amo” aparecían en nuestro idioma casi tan a menudo como “Buenos días”. Tales gestos evocaban una sensación de mariposas en el estómago y aseguraban afecto y deseo mutuos. Es natural que queramos sentirnos amados por alguien, y esta necesidad no desaparece a lo largo de la relación. Es suficiente decir “te amo”, como si se lo arrojaran casualmente a la pareja: estas palabras mágicas repetidas todos los días pueden hacer maravillas y reavivar el fuego en nuestra relación.

  • 5. Juegos y diversión

Varios tipos de juegos también pueden alimentar nuestra relación. Jugar juntos nos recordará los momentos despreocupados del comienzo de una relación. La diversión y los juegos también pueden ser una buena forma de conocer mejor a tu pareja. En el mercado podemos encontrar muchos juegos interesantes para parejas, tanto psicológicos como eróticos. Vale la pena acordar de antemano la elección de los juegos con tu pareja, para que ambas partes se diviertan lo más posible.

Compartir
Dejar un comentario

Noticias México